miércoles, 2 de marzo de 2016

Bwarsawa

Había una vez un pescador. El iba todos los días a pescar, pero un día se encontró con una sirena. Entonces la sirena y el pescador se enamoraron. Pero si alguna sirena se enamora de una persona, podía perder su cola para siempre o no enamorarse de él. Y la sirena renunció a su cola para siempre Y se casó con el pescador. El pescador se llamaba Bwar y la sirena Sawa. Dicen que Bwar y Sawa formaron una ciudad que se llamaba Bwarsawa que viene de Polonia.
Eva

2 comentarios:

  1. Está muy majo Eva... nunca debemos olvidar nuestras raíces. ¿Es una leyenda? Nosotros llamamos a esa ciudad Varsovia, pongo una foto, que me ha gustado.

    ResponderEliminar
  2. Eva, te merece un punto que lo has hecho muy bien... te regalo uno de los míos.

    ResponderEliminar

Comenta, es gratis...